Fernanda Rojas


Ciudad de México.- Desde hace 15 días el Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas permanece tomado por miembros de la comunidad indígena Otomí a que reside en la CDMX, entre sus demandas están el derecho a una vivienda , la no discriminación justicia por el caso de Samir Flores. 

Además de las problemáticas que aquejan a los 6 barrios de Santiago Mexquititlán de donde son originarios como agua, drenaje, alumbrado, pavimentación, etc. 

Durante la conferencia invitaron a la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo y al titular del INPI, Adelfo Regino Montes a entablar una mesa de diálogo el día 3 de noviembre a las 10 horas, de no llevarse el diálogo advirtieron que comenzarían a sacar documentos y mobiliario para tomarlo definitivamente.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí