CIUDAD DE MÉXICO 05/09/2021 Ricardo Sámano, solía ser una persona que a través de redes sociales difundía cuando veía que se solicitaba ayuda humanitaria y en especie a distintos sectores de la población capitalina. 

Pero fue aproximadamente hace un mes y medio que se dio cuenta que necesitaba predicar con el ejemplo, por lo que adaptó su departamento ubicado en la calle Sol en la colonia Buenavista, a unos pasos del Metro Guerrero, como un hogar de ayuda y apoyo para personas LGBT+ en situación de calle y violencia, asimismo personas que ejercen el trabajo sexual. 

Actualmente dentro de su hogar también lo habitan Vanessa, Carlos, Tiffany y Rodrigo, quiénes comentaron que Sámano les ha cambiado la perspectiva de la vida, por lo que ahora tienen un motivo para vivir. 

De igual manera Oscar y Jonathan se sumaron al apoyo, dando acompañamiento emoción y psicológico, como alfabetización, como todo hogar hay reglas, que se respetan, todos apoyan a las labores domésticas.

Ricardo busca que ellos se incorporen a la sociedad la cual los ha discriminado, pero él sabe que tienen la capacidad para volverse independientes y capaces de mantenerse. 

Vanessa, una mujer trans que se ha dedicado por mucho tiempo al trabajo sexual y vivió mucho tiempo en los parques de la alcaldía Cuauhtémoc, hoy en día lucha por demostrarse que se puede salir de la enfermedad de la adición a las drogas, de tal manera ayuda a su pareja Carlos a que se igual manera deje el vicio. 

Mientras Tiffany llegó con miedo, pero con esperanza de cambiar su estilo de vida, el cual no ha sido fácil erradicar, pero ha ido satisfactoriamente un gran proceso, por otro lado Rodrigo, un argentino, que vine a la capital por la vacante de un empleo, pero no quedó, lo cual lo dejó sin nada, pero ahora tiene las tablas para salir adelante. 

Todos mencionan que son una gran familia que ellos han escogido, por lo que trabajan para convertirse en una organización sin fines de lucro, que lucharán por los derechos humanos de las personas en situación de calle y trabajo sexual. 

Cabe mencionar que periódicamente realizan jornadas de repartición de alimentos y dar ropa a personas que viven en las calles, así como acompañamiento a las clínicas de salud sexual. 

Cuya organización llevará el nombre de “Démonos las Manos”, esperan que más personas se sumen con ayuda comunitaria o en especie, todo es bien recibido, por lo que lo pueden contactar en su cuenta de Twitter @samano_O. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí